lunes, 8 de octubre de 2007

La conciencia en la Gestalt

- "Sólo un fenómeno puede ocupar el primer plano, cada vez".
- La conciencia es subjetiva. Nos percatamos de nosotros por medio de nuestro cuerpo y de nuestras emociones. Nos percatamos del mundo por los sentidos. No puedo percibir tu conciencia. Conozco sólo tu conducta observable y lo que estés dispuesto a compartir.
- La persona "¿Cómo siente su propio continuo cambio interno?"
- El "cómo" de la deformación de sí mismo es el primer paso por el sendero hacia convertirse a sí mismo. Puede ser la rigidez de un miembro del cuerpo, los latidos acelerados del corazón, o alguna incomodidad, etc.
- Al mismo tiempo que nos coupamos de la conciencia del paciente respecto a cómo se experimenta a sí mismo, cumplimos el requisito de trabajar en el presente.
- "Estar presente ahora consiste en unir nuestra atención y nuestra conciencia".
- El terapista busca constantemente las formas de estar en contacto con el "cómo" de los sucesos que ocurren en el presente. Atiende el flujo de la conciencia del paciente.
- La meta de la terapia es asegurarnos que el paciente llegue a conocer cuando se experimenta a sí mismo, cuando percibe su mundo y cuando hace uso de su intelecto.
- "En la terapia, estamos involucrados críticamente con el proceso intelectual (ZIM o zona intermedia) como la forma de existencia que imposibilita que nos experimentemos nosotros mismos y evita que veamos y oigamos el mundo"."El paciente descubre cómo usa la cabeza para bloquear la experiencia y la percepción".
- El método básico es por medio de la conciencia continua. Se pide al paciente que exprese, alternadamente, en voz alta, la conciencia que tenga de sí mismo y el mundo. Interrúmpasele cuando incluya sus pensamientos...
- Al trabajar con el medio continuo de la percepción, el cliente comienza a experimentar lo que significa "dejar que las cosas ocurran".
- Cuando el paciente haya aprendido a compartir su percepción de su propio cuerpo y de sus emociones, tal como fluyen, hágase que deliberadamente añada su fantasía. Ejemplo: "Veo tu cuerpo...ME IMAGINO QUE ESTÁS...Yo me siento..."
- Al principio, antes que el paciente haya tenido una conciencia clara de sí mismo, dice que "ve" tristeza, que "siente" fracaso, que "sabe" que alguien lo va a culpar. Presenta como un hecho establecido las diversas variedades de lo que imagina.
- Al comenzar la terapia "Más del 90% de lo que ocurre es proyección"."Confía siempre en la Gestalt que surge", "con el tiempo algo surgirá"."No empujes el río; fluye por sí mismo". "El flujo interno de los acontecimientos es el estado humano natural". Cada uno de nosotros, en cualquier momento, estamos "interminados o no resueltos emocionalmente", y la naturaleza del flujo emocional es permitir que se transforme en conciencia lo no terminado.
- Cuando el paciente no indica percepción de lo que a nosotros nos parece un fenómeno evidente y claro, podemos hacer algo mejor que esperar: podemos compartir nuestra percepción. Lo que interesa es percibir al paciente con suficiente claridad para saber si permite el proceso de su propio flujo o si se detiene a sí mismo.
- Vigílese el retraimiento del paciente, para descubrir qué es lo que evita. Si se siente incapaz de enfrentarse a lo que ocurre en torno suyo en el momento presente, puede pedirle que cierre los ojos y se aleje fantasear, como quiera. Cuando regresa, se compara el lugar al que ha ido en su fantasía, con la situación aquí y ahora.
- "El contacto es la apreciación de las diferencias". Puedo estar contigo únicamente si estoy seguro de que tú eres "no-yo". Lo contrario es la confluencia (fluir con).
- "La percepción per se -en sí y por sí- puede ser curativa"
Perls, Fritz y Baumgardner, P., Terapia Gestalt, Pax, México, 2003, pp. 27-42

No hay comentarios:

Publicar un comentario