domingo, 7 de septiembre de 2008

Salud en Gestalt

Para la Gestalt la salud tiene tres elementos. He aquí el primero:
CAPACIDAD DE "SER SUSTANTIVAMENTE", en lugar de "ser adjetivamente".
La neurosis y la enfermedad psicosomática es como una estrategia de evitación del dolor psíquico que lo transforma, paradójicamente, en sufrimiento crónico.
La salud pasa pues por la conciencia de ser, más allá de cómo sea uno a cada momento. La enfermedad mental empieza cuando uno decide "esto no lo pensaré, esto no lo sentiré o esto no lo haré porque produce dolor y así no soy yo". Y "...esto no lo pensaré, esto sí lo sentiré, o esto sí lo haré porque produce placer, agrado o euforia y así soy yo".
Se produce una escisión fundamental entre el ser en sí y el ser de una u otra manera, con toda la carga y el esfuerzo al que uno se condena para mantener la barrer que garantiza la escisión.
Nos condenamos pues a tener una personalidad o carácter con la que identificamos nuestro ser. Para ello hemos escindido las partes que no cuadran con el modelo, construido básicamente a través de introyecciones y proyecciones de las figuras parentales y sociales de referencia, también por las retroflexiones, deflexiones y confluencias. En ese momento dejamos de estar completos y nos condenamos a vivir la añoranza de la completud.
El estado saludable requiere de la no-identificación del ser o del no ser con ningún aspecto de uno mismo en particular. Fritz utiliza el término "nothingness" (nadeidad, cualidad de la nada o capacidad de ser nada, ninguna cosa).
Dice Perls: "Hay únicamente proceso, transcurso...Encontramos que al aceptar y penetrar esta nada, el desierto empieza a florecer. El vacío se hace vivo, se llena...Nada equivale a real, verdadero".
El camino hacia la salud -el camino de la terapia gestalt- pasará por volver a poseer las partes desposeídas a alienadas de la personalidad, particularmente aquellas que tienen la etiqueta "ese no soy yo". El proceso conduce a la autoactualización, a vivir cada nueva situación del presente como nueva que es, yendo más allá de los automatismos, de los condicionamientos y las respuestas añejas. A superar la ansiedad, la angustia o la excitación que nos impide darnos cuenta o estar ahí.
Clínica Gestáltica, Albert Rams, pp. 28-31

No hay comentarios:

Publicar un comentario