miércoles, 26 de agosto de 2009

La enfermedad como camino

- El enfermo no es víctima inocente de errores de la naturaleza, sino su propio verdugo.
- Los síntomas se revelan como manifestaciones físicas de conflictos psíquicos y su mensaje puede descubrir el problema de cada paciente.
- La medicina académica ha perdido de vista el considerar al ser humano en su totalidad como ente físico-psíquico.
- El significado de un hecho se nos revela por la interpretación que le atribuimos. Para interpretar una cosa hace falta un marco de referencia que se encuentre fuera del plano en el que se manifiesta lo que se ha de interpretar. Los procesos de este mundo material de las formas no pueden ser interpretados sin recurrir a un marco de referencia metafísico."Hasta que el mundo visible de las formas "se convierte en alegoría" (Goethe) no adquiere sentido y significado para el ser humano".
- La enfermedad es una palabra que sólo debería tener singular; decir enfermedades, en plural, es tan tonto como decir saludes.
Enfermedad y salud se refieren a un estado del ser humano y no a órganos o partes del cuerpo.
El cuerpo nunca está enfermo ni sano, ya que en él sólo se manifiestan las informaciones de la mente: conciencia (alma) y vida (espíritu). La conciencia emite la información que se manifiesta y se hace visible en el cuerpo.
- Lo que ocurre en el cuerpo de un ser viviente es expresión de una información o concreción de la imagen correspondiente.
- La pérdida de armonía se produce en la conciencia, en el plano de la información, y en el cuerpo sólo se muestra.
- Es un error afirmar que el cuerpo está enfermo, enfermo sólo puede estarlo el ser humano.
- Síntomas hay muchos, pero todos son expresión de un único e invariable proceso que llamamos enfermedad y que se produce en la conciencia de la persona. El espíritu nunca puede enfermar: se trata exclusivamente de síntomas que se manifiestan en el plano psíquico, es decir, en la conciencia del individuo.
- Un síntoma es una señal que atrae la atención, una interrupción que nos parece llegar de fuera y nos molesta. Desde ese momento el objetivo es eliminar la molestia.
La medicina académica evita la interpretación del síntoma, con lo que califica a la enfermedad y al síntoma de incongruentes.
- Ejemplo de síntoma y enfermedad: la luz en el tablero del carro.
- La enfermedad es un estado que indica que el individuo, en su conciencia, ha dejado de estar en orden o armonía.
- El síntoma es un maestro que nos ayuda a atender nuestro desarrollo y conocimiento.
- El lenguaje de los síntomas es psicosomático, es decir, sabe de la relación entre el cuerpo y la mente.
- Enfermedad y curación son conceptos que pertenecen exclusivamente a la conciencia, por lo que no pueden aplicarse al cuerpo, pues un cuerpo no está enfermo ni sano. En él sólo se reflejan, en cada caso, estados de la conciencia.
- La enfermedad en sí es el camino por el que el individuo va hacia la curación.
Thorwald Dethlefsen y Rüdiger Dahlke

No hay comentarios:

Publicar un comentario