viernes, 16 de noviembre de 2012

Momento de Sentimiento Fuerte, Alvin Mahrer


- Los Momentos de Sentimiento Fuerte son el punto de partida para la transformación interior, tanto en la Terapia Experiencial como en la Terapia de Reconstrucción Experiencial.
- Alvin Mahrer comienza cada sesión con una invitación a contactar un momento de sentimiento fuerte cualquiera -enojo, tristeza, soledad, alegría, etc.-. Sin preámbulos ni historias clínicas ni valoraciones psicológicas, el facilitador hace la pregunta rutinaria -humilde y poderosa- independientemente de la queja explícita del cliente.
- En un momento de la descripción del Sentimiento Fuerte, el cliente descubre su experiencia interna y su cuerpo comienza a experimentar cambios. Este momento es el área de exploración. Procede a describirlo con la mayor precisión y detalles posibles, tanto el contexto -el espacio externo-, como su experiencia interna -sensaciones, pensamientos-. El facilitador le solicita que mantenga el sentimiento conectado y continúe la descripción.
- Este trabajo supone el cambio de mirada al nivel subatómico de la física cuántica, donde se penetra la experiencia sin quedarse en el código genético de la experiencia traumática. Este sentimiento se lleva hacia algún lugar del pasado y las sensaciones que la persona reporta se convierten en un presente profundo donde se encuentran poderosos aprendizajes. La experiencia interna es la misma aunque el contexto cambie.
Con ese sentimiento bien agarrado, bien conectado, el terapeuta le pide al cliente que describa en tiempo presente una escena del pasado que recuerde -personas, contexto, sonidos, sensaciones-.
- El Momento de Sentimiento Fuerte además de ser un atajo en el proceso, representa un camino más seguro para la re-construcción y la re-decisión del conocimiento narrativo, como diría Jerome Bruner o de explotar la riqueza del hemisferio derecho, como dirían los ericksonianos.
De acuerdo a los Terapeutas de Orientación Corporal, el cuerpo guarda las memorias de las experiencias importantes. En la Terapia de Reconstrucción Experiencial ha resultado un recurso ágil y de gran impacto acceder, desde la primer sesión, a la escenas de Sentimiento Fuerte. Éstas pueden ser reconstruidas y re-decididas cada vez como una nueva oportunidad de ensayar nuevas formas de ser y estar en el mundo, que hasta ese momento se consideraban integradas a la identidad -"Así soy yo"-.
- La Asociación Libre Corporal, como le llamamos en la Terapia de Reconstrucción Experiencial, es un recurso importante en el proceso de cambio. Es como el hilo conductor a la experiencia interna, al hemisferio derecho, a la historia personal donde se decidió como vivir. Nos ahorra el paso por las trampas y los pantanos de la resistencia y la intelectualización.
_____
Michel, S. y Chávez, R.
Revista Prometeo 54, Primavera 2008, México. Pp. 64-66

No hay comentarios:

Publicar un comentario