miércoles, 9 de octubre de 2013

El Romanticismo


- "La última gran época cultural europea".
- Empezó a finales del siglo XVIII y duró hasta mediados del siglo pasado.
- Fue la última "postura común" ante la vida en Europa. Surgió en Alemania como una REACCIÓN CONTRA EL CULTO A LA RAZÓN DE LA ILUSTRACIÓN.
Después de Kant y su fría razón, los jóvenes alemanes comenzaron a poner el sentimiento, la imaginación, la vivencia y añoranza.
- Ahora cada individuo tenía libertad para dar su propia interpretación de la existencia. Los románticos aprovecharon esta libertad, convirtiéndola en un culto casi desenfrenado al "yo", lo cual también condujo a una revaloración del genio artístico. Un ejemplo es Beethoven, cuya música expresa sentimientos y añoranzas. Fue un creador "libre", al contrario de los maestros del Barroco.
- Un rasgo en común de los romanticistas con los renacentistas es la importancia que le daban al arte y su significado para el conocimiento del hombre. Dice Schiller que la actividad del artista es como un juego, y que el hombre sólo es libre cuando juega, porque entonces hace sus propias leyes. Los románticos opinaban que solamente el arte podía llevarlos más cerca de lo "inefable". Algunos compararon al artista con Dios que crea su propia realidad.
- La añoranza era típica de los románticos: añoranza de algo lejano e inaccesible, de los tiempos pasados -la Edad Media-, de las culturas lejanas, de los "aspectos oscuros" de la existencia, de lo enigmático, lo tétrico y lo misterioso, añoranza de la naturaleza.
- El romanticismo era sobre todo un fenómeno urbano, de los jóvenes con mentalidad antiburguesa. La primera generación vivió alrededor de 1800 y fue la primer insurrección juvenil de Europa.
Su ideal era la ociosidad del genio y la pereza de la vida romántica. Su obligación era vivir o soñar para alejarse de la vida, enamorarse de lo inaccesible. Goethe lo describe en su novela publicada en 1772, "Los sufrimientos del joven Werther".
- El romanticismo es una reacción también contra la visión mecánica-ilustrada del universo. El romanticismo implicaba un renacimiento de la antigua conciencia cósmica. Es decir, la naturaleza se consideró como una unidad, al modo de Spinoza, Plotino y Giordano Bruno. Éstos tuvieron en común su vivencia de un "yo" divino en la naturaleza.
A diferencia de Descartes y Hume que distinguían entre el "yo" que conoce y la naturaleza "en sí". Los románticos empleaban la expresión "alma universal" o "espíritu universal".
Schelling intentó eliminar la distinción entre "espíritu" y "materia". Decía: Toda la naturaleza, tanto las almas de los seres humanos, como la realidad física, son expresiones del único Dios o del "espíritu universal". La naturaleza es el espíritu visible, el espíritu es la naturaleza invisible. Porque en todas partes de la naturaleza intuimos un "espíritu estructurador" y "la materia es inteligencia adormecida". Schelling vio un "espíritu universal" en la naturaleza, pero también vio el mismo espíritu en la conciencia del hombre. En este sentido la naturaleza y la conciencia humana son en realidad dos expresiones de lo mismo. Es decir, que uno puede buscar el "espíritu universal" tanto en la naturaleza como en la mente de uno mismo. Por eso Novalis dijo que "el camino secreto va hacia dentro". Pensaba que el hombre lleva todo el universo dentro y que la mejor manera de percibir el secreto del mundo es entrar en uno mismo.
- Para muchos románticos la naturaleza, la literatura y la filosofía se elevan a una unidad superior. Escribir poemas y estudiar la vida de las flores eran las dos caras del mismo asunto. Porque la naturaleza no es un mecanismo muerto, es un "espíritu universal" vivo.
- Schelling veía la evolución de la naturaleza a la conciencia del hombre. La naturaleza se entendía como un solo organismo, como una unidad desarrollando sus posibilidades inherentes. Esto nos recuerda a los aristotélicos y a los neoplatónicos.
- Sobre la Historia, Herder opinó que el transcurso de ésta se caracteriza por el contexto, el crecimiento y la orientación. Tenía una visión dinámica de la historia porque la vivía como un proceso. Los filósofos de la Ilustración habían tenido a menudo una visión estática de la Historia. Para ellos sólo existía una razón universal y general, que fluctuaba según los tiempos.
Herder señaló que toda época histórica tiene su valor y cada pueblo tiene su propia "alma popular".
El Romanticismo contribuyó también a reforzar los sentimientos de identidad de cad a una de las naciones. No es casualidad que nuestra propia lucha por la independencia nacional floreciera precisamente en los mil ochocientos.
- Entonces, podemos hablar de un Romanticismo universal -naturaleza, alma universal y arte- y un Romanticismo nacional -historia del pueblo, lengua del pueblo y en general, la cultura popular-.
Lo que unificó al Romanticismo universal y al nacional fue ante todo la consigna "organismo". Lo mismo una página o un pueblo eran organismos vivos. En ambos estaba presente el "espíritu universal".
- El cuento fue el gran ideal literario entre los románticos, más o menos como el teatro había sido la forma artística preferida de los barrocos.
Se hicieron recopilaciones de cuentos populares como la de los hermanos Grimm y algunos genios elaboraron sus propios cuentos -artísticos-.

No hay comentarios:

Publicar un comentario